Print Friendly, PDF & Email

Por la Quinta Transformación

Expropiado de rebelion

Por Julio Diego Zendejas Maximo

Fuentes: Rebelión

La 4T no tiene ni la fuerza ni la intención para combatir de raíz la corrupción.

Hace un tiempo me referí al debate sobre la posibilidad de un golpe de Estado que pusiera fin al gobierno de la autodenominada Cuarta Transformación (4T) señalando que de hecho aquel estaba en marcha desde el momento mismo del triunfo electoral de Andrés Manuel López Obrador (AMLO) y su Movimiento de Regeneración Nacional (MORENA). Afirmaba que esto era así pues había que concebir al golpe como un proceso de desestabilización del cual el momento de fuerza -militar o “legal”- solo es el punto definitivo. Por ello apuntaba que más bien estaba por verse si se darían las condiciones para su consumación; es decir, de si el imperialismo y la burguesía local podrían-necesitarían culminarlo.

Del lado del imperialismo estadounidense, como dijimos, la posibilidad del golpe está siempre latente pues forma parte de su estrategia de “seguridad hemisférica” desestabilizar y, en la medida de lo posible, derrocar aquellos gobiernos que califique como una “amenaza” a su seguridad nacional. El golpe, en sus distintas modalidades, y todos los elementos de su preparación son parte de su estrategia para mantener el control y subordinación sobre lo que consideran su zona de influencia ‘natural’. Así lo comprueban su larga historia intervencionista en AL durante el siglo XX, las “guerras hibridas” (campañas mediáticas, agresiones, sanciones, etc.), contra los denominados gobiernos progresistas en el XXI y también hechos como el de que el Departamento de Estado financia a organizaciones de la “sociedad civil” que día y noche buscan crear la imagen de “ingobernabilidad” de la administración lopezobradorista.[1] Imagen que requiere cualquier golpe de mano; la guerra mediática es parte de la preparación del terreno para la destitución de un gobierno que considere indeseable. Para el imperialismo la desestabilización es parte de su estrategia permanente de intervención pues, aunque pueda o no culminar en un golpe inmediato, sienta las bases para el relanzamiento de las fuerzas más conservadoras. Independientemente de que el golpe llegue o no a concretarse los EU crean y promueven la desestabilización para debilitar cualquier gobierno que cuestione, aunque sea tibiamente, su dominación y su narrativa sobre lo que es y debe ser el mundo.

Discursos como los dados por López Obrador en el aniversario del natalicio de Simón Bolívar, en el cual llamó a recuperar su proyecto de integración latinoamericana, y en el marco del desfile por el 211 aniversario del grito de independencia, donde pidió anular el bloqueo contra Cuba[2], así como el más reciente rechazo a seguir la orden de aplicar sanciones contra Rusia, desafían su hegemonía y disgustan al gendarme del mundo que no concibe como viable el más mínimo atisbo de una política exterior independiente y soberana de nuestro país; lo ha dicho claramente su injerencista embajador: “eso nunca puede pasar.”[3] A pesar de que AMLO renovó el tratado de libre comercio de Norteamérica, ahora T-MEC, sin duda al imperialismo gringo le sería más conveniente un gobierno alineado a sus intereses geopolíticos, más aún en momentos en que esta en marcha un reordenamiento del orden global, pero parece que las condiciones internas no lo hacen tan necesario para el bloque de poder dominante.

Es un hecho que el intento de promover algún tipo de golpe continúa en marcha pues la fracción burguesa desplazada del aparato estatal por el reacomodo del bloque en el poder no ha cedido en su intento por crear la base social y las condiciones políticas para hacerlo posible. Ahí están los desquiciados discursos del líder del Frente Nacional Anti Amlo (FRENA) Gilberto Lozano y los empeños de Claudio X. Gonzalez que ven autoritarismo y comunismo en toda acción del ejecutivo y sus llamados a evitar su “avance” por todos los medios.[4] El intento de golpe sigue en marcha pero restringido a la latencia de la siempre posible, aunque por ahora muy poco probable, agresión imperialista y a los empeños de esta minoritaria burguesía y su reducido apoyo, en algunos sectores fuertemente clasistas e ideologizados, entre la sociedad.

Ese discurso es desquiciado pues no tiene apego en la realidad de un país en el que continúa intocado el orden del capital y prosigue su patrón extractivo neoliberal, aunque, cierto es, un poco matizado por la política social redistributiva, la disputa simbólica y la referida política exterior. Son precisamente la política de redistribución y la construcción de un relato de renovación moral de la nación (“combate a la corrupción”) los que mantienen en gran medida el mayoritario apoyo social al gobierno lopezobradorista.[5] Apoyo que ha hecho a la burguesía golpista renunciar a tratar de utilizar la revocación de mandato para destituirlo (FRENA es el único sector que está llamando activamente a votar). La fracción dominante de la burguesía hoy no quiere ni necesita sacar a AMLO, por el contrario, el hombre más rico del país llama apoyarlo y aplaude constantemente las obras gubernamentales de las cuales es uno de los principales beneficiarios.[6] La 4T garantiza la continuidad de la acumulación y además aún tiene un importante respaldo popular.

Aunado a este respaldo se encuentra el hecho de que MORENA no es en verdad ningún movimiento político con un programa o proyecto de transformación o con una importante organización de base que lo pueda impulsar hacia posiciones a la izquierda. Es un mero instrumento electoral, lleno de lo peor de la elite política a la cual supuestamente quería sustituir, por lo que su continuidad sin AMLO hace que un futuro segundo gobierno de MORENA no constituya mayor riesgo inmediato para la reproducción del sistema.

Pero además de que la 4T ha garantizado la continuidad del extractivismo neoliberal lo ha hecho otorgando una notable participación a las FFAA en los megaproyectos del saqueo. El ejercito construyó el recién inaugurado aeropuerto en Santa Lucía y es parte de quienes construyen la refinería de Dos Bocas, el canal Interoceánico y el “Tren Maya”. Así, además de todos los elementos descritos, el componente militar no esta cerca de las fuerzas golpistas sino que es parte del reacomodo de poder. Es un pilar de la estabilidad política de la 4T y la principal razón de que por ahora el golpe solo sea una fantasía de la más extrema derecha. La administración de AMLO ha desplazado la cuestión sobre un posible derrocamiento de su gobierno a la configuración de un Estado aún más militarizado por la creciente influencia económica y política de sus aparatos coercitivos.

En el reacomodo de poder AMLO pacto con las FFAA para dar estabilidad a su administración. El primer paso de esta negociación fue, contrariando su discurso de campaña, garantizar la continuación de las fuerzas castrenses en funciones de seguridad publica mediante la reforma que creó la Guardia Nacional (GN). Según esa reforma las FFAA cumplirían esas tareas en tanto la GN creaba su estructura al cabo de la cual debería tener un mando civil para garantizar su control ciudadano, sin embargo ahora, mediante una nueva reforma, se busca que ella pase a completo control de la Secretaría de la Defensa lo cual legalizaría la militarización de la seguridad. Pero de hecho, antes que la nueva reforma haya sido aprobada, es esa dependencia la que controla toda la organización y operatividad de la GN.[7]

Otro paso de esta negociación fue la extradición y exoneración del ex secretario de la Defensa Nacional General Salvador Cienfuegos por la 4T. No solo su gobierno realizó negociaciones de ‘alto nivel’ para regresarlo al país desde EU sino que uso recursos públicos para defenderlo y en una muestra de “justicia expedita”, que quisieran muchos de los presos que llevan años sin condena, lo dejo en libertad exculpándolo de los cargos. Así, sin mayor investigación, quedó en silencio un caso de narcotráfico que podría haber develado las redes de corrupción y el nivel de infiltración del crimen organizado en el Estado mexicano y en las instituciones militares en particular. Este hecho por sí solo muestra que la 4T no tiene ni la fuerza ni la intención para combatir de raíz la corrupción. Y ello en gran parte porque muchos de esos coludidos continúan en ejercicio de funciones dentro de la actual administración, como es el caso de García Harfuch, secretario de Seguridad Ciudadana en el gobierno morenista de la CDMX. Tal complicidad y continuidad hacen que la promesa de resolver el caso de los 43 normalistas sea imposible de cumplir.[8]

A esas corrompidas FFAA es a las que se les entregó el control de los puertos y las aduanas y muchas otras tareas y funciones de la administración. Son parte esencial del actual bloque de poder; por eso, durante los actos de conmemoración del 111 aniversario de la Revolución Mexicana, el actual secretario de la defensa dijo que: “es necesario estar unidos en el proyecto de nación que está en marcha”.[9] El que controlen partes fundamentales del aparato estatal y que sean parte de los operadores de la construcción de los megaproyectos de despojo permite no solo la continuación de la “acumulación militarizada y de desposesión” sino su extensión y profundización.[10] La garantía de la expoliación y la explotación de los recursos naturales en favor del capital y en desmedro de los pueblos originarios y la nación toda está garantizada por la prolongación de la militarización iniciada con la farsa calderonista de la ‘guerra contra el narcotráfico’.

El pacto de AMLO con las FFAA ha hecho que lo relevante para el futuro de la nación ya no sea saber si concluirá su gobierno, sino saber y analizar a qué institutos castrenses se les está otorgando tal poder; fuerzas infiltradas por el narcotráfico hasta sus máximos niveles de dirección como lo muestran el caso del general Cienfuegos y lo que se sabe por la investigación a Genaro García Luna. El principal legado de la 4T podría ser la configuración plena de un Estado narcomilitar. En ese escenario no podría haber posibilidad de cambio institucional y parlamentario con algún real alcance, habría que destruir todo el entramado de corrupción y cooptación criminal que soporta y reproduce la acumulación para poder pensar en una verdadera transformación de nuestro país. Dado que la 4T no fue tal, parece que no habrá golpe pero si un Estado cada vez más violento, autoritario y corrupto. Es necesario pensar en la Quinta Transformación.

Notas:

[1] Basándose en datos de la USAID y la NED (institución del Departamento de Estado encargada de promover la “democracia”), el reportero Hernández Borbolla, evidenció que entre 2018 y 2020 EU otorgó más de 2 millones de dólares a Mexicanos contra la Corrupción y la Impunidad, organización encabezada por Claudio X. González, uno de los principales empresarios opositores y promotor de la articulación del bloque electoral conservador Sí por México. “Organización de Claudio X. González fue financiada por EU: Hernández Borbolla”, La Octava, 03/04/2021, https://laoctava.com/nacional/2021/04/03/organizacion-de-claudio-x-gonzalez-fue-financiada-por-eu-hernandez-borbolla

[2] Estos discursos de AMLO están disponibles en su canal de Youtube: https://www.youtube.com/watch?v=JrvSTSyk2WE&t=120s y https://www.youtube.com/watch?v=JltEocOKLME

[3] En una reunión con parlamentarios el embajador de EU se refirió a la postura de México respecto a la guerra en Ucrania y dijo: “Me parece que el embajador de Rusia haciendo un ruido de que Rusia y México estaban tan cercarnos, eso perdón nunca puede pasar”; “México y Rusia no pueden ser cercanos, “nunca puede pasar”: Ken Salazar”, El Sol de México, 24/03/2022, https://www.elsoldemexico.com.mx/mexico/politica/mexico-y-rusia-no-pueden-ser-cercanos-embajador-eu-ken-salazar-8038184.html

[4] En su página de internet FRENA describe lo que se supone es el “Plan Comunista” de AMLO y el Foro de Sao Paulo para México; https://frena.com.mx/grito-ciudadano-septiembre-15/. Se han documentado elementos de un “golpe blando” llevados a cabo por parte de una elite empresarial y política de la cual forma parte Claudio X. González. Cfr. Flores Nancy, Jordana González y Érika Ramírez, “Empresarios y expresidentes encabezan golpe blando contra AMLO” en Contralínea, 30 de mayo, 2021; https://contralinea.com.mx/empresarios-y-expresidentes-encabezan-golpe-blando-contra-amlo/. Vale la pena señalar también que el padre de González afirmó en una entrevista que en el año 2000 había que detener a toda costa la elección de Cuauhtémoc Cárdenas para evitar la instalación del comunismo en México. Sin duda su hijo pretende continuar su legado combatiendo a AMLO. “El papá de Claudio X creía que México iría al comunismo si Cárdenas ganaba en 2000”, La Octava, 03/06/2021, marzo, 2021; https://laoctava.com/nacional/2021/06/03/video-el-papa-de-claudio-x-creia-que-mexico-iria-al-comunismo-si-cardenas-ganaba-en-1988#/

[5] Según datos de Morning Consult del 23 al 29 de marzo del 2022 la aprobación era de 68% pero en general según esta misma fuente el apoyo ha rondado el 60% a lo largo de su administración. https://morningconsult.com/global-leader-approval/

[6] En dialogo con el presidente saliente de la cúpula empresarial, el Consejo Coordinador Empresarial, Carlos Slim calificó de “certera” la política económica lopezobradorista y llamó a los empresarios a evitar la confrontación con su gobierno y a aprovechar las “oportunidades”; “Carlos Slim pide a empresarios no confrontarse con AMLO”, Expansión, 02/03/2022, https://politica.expansion.mx/mexico/2022/03/02/carlos-slim-pide-a-empresarios-no-confrontarse-con-amlo. Empresas del multimillonario participan en la construcción del Tren Maya, de la nueva refinería de Dos Bocas y en la construcción de infraestructuras para PEMEX. “SWECOMEX de Grupo Carso-SIMAS construye equipos para refinería Dos Bocas”, Tuxpan informativo, 22/01/2022, http://www.tuxpaninformativo.com/2022/01/20/swecomex-de-grupo-carso-simas-construye-equipos-para-refineria-dos-bocas/

[7] La mayoría de los miembros de la GN son miembros de la Policía Militar o de la Secretaria de Marina, una mínima parte formaban parte de la extinta Policía Federal, y todos sus mandos estatales y el nacional son militares; nunca hubo avance hacia la formación de un cuerpo de seguridad civil. Cfr. “Aun sin reforma, Sedena ya controla bases, dirección y reclutamiento de la Guardia Nacional”, Animal Político, 01/09/2021, https://www.animalpolitico.com/2021/09/sedena-reforma-guardia-nacional-bases-direccion/

[8] Anabel Hernández denuncia que todo el juicio fue una simulación para proteger a Cienfuegos y al ejército. La “defensa de Estado” habría sido resultado de una supuesta llamada de intimidación del actual Secretario de la Defensa, Cresencio Sandoval, hasta quien habrían podido llegar las acusaciones de narcotráfico, al presidente López Obrador, “Gobierno de AMLO paga la defensa de Cienfuegos con recursos públicos”, DW, 17/01/2021, https://p.dw.com/p/3o365. También ha señalado que el actual encargado de la seguridad en la capital mexicana había sido vinculado al narcotráfico en su cargo en el estado de Guerrero y habría tenido conocimiento y participación de los hechos de desaparición forzada de los estudiantes normalistas en 2014, “Las confesiones de Omar García Harfuch sobre la desaparición de los 43 en México”, DW, 26/01/2021, https://p.dw.com/p/3oQhJ

[9] “´Es un orgullo contribuir a la transformación’: Titular del Ejército pide unidad en favor de AMLO”, Animal político, 21/11/2011, https://www.animalpolitico.com/2021/11/ejercito-unidad-amlo-gobierno/

[10] Gilberto López y Rivas denunció desde muy temprano que el proyecto de nación de la 4T continuaba la desposesión neoliberal y por tanto profundizaba la guerra de exterminio contra los pueblos indígenas. Estas tendencias se han acentuado mediante la negociación con el ejército que ha incrementado la participación del aparato coercitivo en la reproducción directa del patrón neoliberal de acumulación. Cfr. su Pueblos Indígenas en tiempos de la Cuarta Transformación, México, Bajo Tierra Ediciones, 2020.

Rebelión ha publicado este artículo con el permiso del autor mediante una licencia de Creative Commons, respetando su libertad para publicarlo en otras fuentes.

Tags:
About Author: asbaeza