Print Friendly, PDF & Email

Tomado de desinformemonos

Ciudad de México | Desinformémonos. El campesino ecologista y comisario municipal del poblado Las Conchitas, Guerrero, Carlos Marqués Oyorzábal fue asesinado la noche del pasado 3 de abril, informó el Observatorio para la Paz y el Desarrollo de la Sierra de Guerrero.

Carlos Marqués era parte de la agrupación que formaron los pueblos unidos para defender sus recursos y evitar la extracción de madera de los ejidos comunitarios, explicó un dirigente del organismo en una llamada telefónica anónima con La Jornada.

El representante afirmó que Marqués Oyorzábal fue interceptado en su camino de El Duraznito hacia Ciénaga de Puerto Alegre por “delincuentes, presuntamente gente de Onésimo Marquina, El Nencho, quienes viajaban en tres camionetas”. Los presuntos sicarios torturaron a Carlos Marqués hasta matarlo y posteriormente lo desmembraron.

“Es una guerra declarada contra los que defendemos los bosques”, aseguró la fuente, quien denunció las amenazas hacia los ecologistas, activistas y defensores de la sierra de Guerrero. También mencionó el miedo de los habitantes a denunciar estas amenazas.

El informante cuestionó a Eudocio Barragán, el encargado de encabezar a los policías comunitarios del pueblo de Lindavista, lo que ha hecho por detener estos actos, pues “se supone que se armaron para defender los bosques, pero pareciera que lo hicieron con el permiso de El Nencho y La Changa. Parece ahora que los Pueblos Unidos están coludidos con ellos y no con los pueblos que se oponen al saqueo de la madera.”

La policía comunitaria de los Pueblos Unidos, de la cual formaba parte Carlos Márques, reiteró su demanda al presidente y al gobernador Héctor Astudillo para garantizar la seguridad de los pueblos.

Con información de La Jornada.

Tags:
About Author: asbaeza