Print Friendly, PDF & Email

Tomado de jornada

Diana Manzo
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 17 de octubre de 2020, p. 24

Juchitán, Oax., Representantes comunales y autoridades municipales de Capulálpam de Méndez denunciaron que la empresa minera Natividad y Anexos ha causado ecocidio en la zona, al afectar los afluentes naturales con sus desechos de plomo y arsénico.

Recalcaron la desaparición de 13 acuíferos debido a las obras mineras, el derrumbe de tres presas de jales con desechos tóxicos que contaminaron el río de Capulálpam, así como la polución del río Grande que cruza la Sierra Juárez.

Esta localidad de origen zapoteca se ubica en la Sierra Norte de Oaxaca y en ella habitan unas mil 500 personas, que desde hace varios años han encabezado la lucha y resistencia contra la minería.

En conferencia virtual, las autoridades del municipio precisaron que a pesar de las denuncias contra la empresa ante las autoridades de Secretaría de Medio Ambiente y Recursos Naturales (Semarnat), Comisión Nacional del Agua, Procuraduría Federal de Protección al Ambiente y gobierno del estado de Oaxaca, «no se ha detenido este ecocidio».

Dijeron que hay un nuevo programa de saqueo de minerales que pone en grave riesgo la última área de acuíferos que sobrevive «y la más importante», porque de ahí es donde la comunidad se abastece de agua potable.

«Como comunidad indígena con personalidad jurídica agraria no hemos autorizado la manifestación de impacto ambiental (MIA) a la minera Natividad para que opere en nuestro territorio comunal; tampoco hemos tenido respuesta de la titular de la Semarnat, María Luisa Albores González, a pesar de que hemos solicitado un informe y hablar con ella», expuso Néstor Baltazar Hernández, presidente de la comisaría de bienes comunales.

En febrero pasado, esta misma comunidad ganó un amparo contra la minera canadiense Continnum Resoruses LTD y de la mexicana Minera Natividad y Anexas tras cinco años de litigio en el juzgado tercero de distrito del estado; sin embargo, esta última empresa continúa explotando la tierra y el territorio aun sin contar con el aval local de la MIA .

En Capulálpam se otorgaron 15 concesiones mineras entre el 2002 y 2005 en el sexenio de Vicente Fox (2000 a 2006); sin embargo, 11 desistieron y otras cuatro quedaron activas; a pesar de que se canceló la de la minera Natividad, ésta no ha detenido sus labores en la región.

Tags:
About Author: asbaeza