Print Friendly, PDF & Email

Pirateado de notassinpauta
PIDO LA PALABRA. INVOLUCRAMIENTOS Y DIVERSIDADES

Por Vica Rule

Nihilismo y paradoja

Para cambiar al mundo primero debo interpretarlo, entender la paradoja del confinamiento que consiste en que el sistema capitalista, en el contexto de la presente guerra bacteriológica, ha logrado confinar a gran parte de la población mundial en la celda de su propia casa. En la mayoría de los países, por voluntad propia. ¿La cuarentena es una nueva forma inédita del control global de las multitudes? ¿Cuál es la agenda secreta de los de Poderes fácticos detrás de las sombras?

El miasma multitudinario proporciona la posibilidad de la pausa reflexiva, un abordaje critico desde el desdoblamiento inusual que consiste en pensar al mundo desde la “soledad común” de nuestra habitación. El confinamiento planetario tiene la capacidad de crear una nueva subjetividad común: la de un destino compartido como especie humana, el nacimiento de una conciencia con el entorno natural, el respeto generalizado de las otras especies vivas y ¿por qué no? la posibilidad de pensar un mundo diferente.

Pensar el mundo desde el confinamiento, más allá de la posibilidad del triunfo real de un nihilismo y de un comportamiento abyecto generalizado, implica hacerlo desde el corte temporal de los que hemos sido o del reconocimiento auto critico de que el neoliberalismo no es un afuera sino un adentro; un corte de tajo que nos atraviesa a todos. No hay un afuera del capitalismo sino un adentro. Ese reconocimiento no es una resignación sino una forma de resistencia. El confinamiento, de manera contradictoria, es una forma del control de la multitud que abre una grieta o posibilidad a la emancipación.

Lecturas para el confinamiento o “soledad común”

En el actual confinamiento se dice hay que ponerse a leer, eso está bien aunque habría que agregar: no cualquier cosa. Sí, se puede ejercitar la lectura con algo que contribuya al entendimiento de la actual pandemia es mejor. Desde nuestra propia “soledad común”, en esta ocasión, comparto con los lectores de nuestra columna la siguiente propuesta que nos ayuda a entender las locuras a la que ha llegado el proyecto capitalista y, al mismo tiempo, la grandeza del Ser humano en medio de las peores tragedias.

La primera propuesta de lectura es el Diario de Hiroshima (De un médico japonés) 6 de agosto de 1945 del Doctor Michihiko Hachiya ¿por qué leer o releer este libro? desde la actual pandemia en el México contemporáneo, por dos razones que no podemos olvidar en nuestras reflexiones. La primera tiene que ver con el horror y la violencia a la que ha llegado proyecto de la modernidad ilustrada y del mismo proceso civilizatorio.

Las descripciones sobre los momentos posteriores a la explosión atómica del Doctor Hachiya están llenas de una belleza propia de lo mejor de la literatura japonesa, una inusual mezcla de belleza producida por el horror ilimitado: ”El cielo era todo humo negro y brillantes chispas rojas. El calor de las llamas al trepar desataba fuertes corrientes de aire” Las páginas de este Diario nos obligan a preguntarnos sobre el carácter demencial de las guerras mundiales y el grado de violencia que el ser humano ha llegado contra otros seres humanos: “De noche, las únicas luces son las de las fogatas de la ciudad: los muertos, al ser incinerados, son los donantes de esas luces”

La mayor sabiduría de esta joya de la literatura japonesa es mostrar la importancia de la actitud del ser humano ante la desgracia colectiva. Hachiya no se resigna ante el horror de la muerte cotidiana entiende que la cantidad de muertos en un Hospital no puede ser un acto banalizado; el respeto absoluto a la muerte de los otros es algo sagrado y gesto una elevada cultural moral. El prólogo es una lectura de Elías Cannetti de la misma calidad literaria y humana donde apunta:” No hay una sola línea falsa en este Diario, ninguna vanidad que no esté cimentada en el pudor.” El lector interesado podrá encontrar esta obra disponible en formato PDF gratis on line

¿Qué clase de bomba era la que había destruido Hiroshima?

¿Qué habían dicho antes mis visitas?

Cualquiera que fuese la verdadera respuesta,

Parecía una locura

¿Marx tenía razón? (buenas y malas noticias)

Otra lectura necesaria para regresar del confinamiento con algunas herramientas críticas para entender ¿qué está pasando en el mundo? y con cierto horizonte de esperanza sería: Poscapitalismo (2015) del escritor y periodista inglés Paul Mason. Es un libro casi desconocido en el ámbito latinoamericano destinado a convertirse en un nuevo clásico para reflexionar sobre la realidad política y económica del mundo contemporáneo.

Se puede estar o no de acuerdo con las hipótesis de Paul Mason pero no se puede omitir ni soslayar el debate necesario que abre por ello tiene el subtítulo de Una guía para nuestro futuro Mason es un integrante radical de la izquierda inglesa y depende desde ¿dónde nos situemos para entender el carácter relativo de esa radicalidad?

El libro, lectura obligada para todo activista de las izquierdas latinoamericanas, fue publicado en el 2015 y la actual pandemia le da la razón en varias de sus hipótesis. La pregunta central de la cual parte el autor es sobre la viabilidad actual del capitalismo. Para él, el actual desarrollo capitalista ya es insostenible por sus contradicciones propias. No sólo por el problema medio ambiental que produce la voracidad del modelo extractivista, sino por los cambios producidos en las nuevas formas de trabajo creadas por el mismo sistema.

La precarización y la reducción de los costos de producción han dejado de ser los salvavidas del capitalismo global. Las buenas noticias para las izquierdas sociales es que el capitalismo global ya es enteramente obsoleto, según Mason: ¿Marx tenía razón? Las malas noticias es que los primeros en enterarse es el 1% de la población mundial que concentra el poder económico y financiero planetario. Minoría que no está dispuesta a perder sus privilegios.

Post capitalismo tiene un argumentario sobre el eminente y paulatino colapso del capitalismo. La lectura de Paul Mason no tiene un carácter utópico, incluye una propuesta de lineamientos hacia una transición concreta fuera del capitalismo. Para Mason hay vida después del capitalismo. Las premisas de ese “Proyecto Cero” de transición radica en varios vectores: energías de emisión cero, producción costo cero, y reducción de horas de trabajo cero. Mason advierte que el proceso ya está en marcha y puede tener una aceleración por un shock externo. Entonces: ¿la actual pandemia es una forma natural o artificial que precipita el colapso y nos lleva al Estado de excepción?

El futuro inmediato proporcionará elementos fácticos para profundizar sobre los posibles escenarios económicos y políticos en nuestro regreso de la cuarentena. El abandono de las leyes del mercado, sus monopolios financieros que subsumen a los habitantes del planeta ha iniciado por un lado, un desplazamiento a un modelo alternativo basado en la colaboración, los proyectos autonómicos y comunales. Por otro, el regreso salvaje de las derechas radicales, en el contexto latinoamericano el golpe de Estado a Bolivia y el acecho a Venezuela muestra el plan B de la plutocracia mundial: abandonar definitivamente el proyecto civilizatorio de la ilustración: derechos humanos, sociales, económicos y políticos; abandonar toda opción democrática sea liberal, radical o popular.

¿Hacia dónde irá el mundo al regreso de la actual pandemia? Todo indica que no hemos visto lo peor de la crisis que nos tiene en parálisis y perplejidad colectiva. El sentido común compartido indica que ya no hay nada que esperar de las clases políticas ni de las minorías plutocráticas depredadoras. Lo que hagamos o dejemos de hacer como habitantes de este planeta construirá una mayor crisis o el tránsito hacia escenarios alternativos que incluyan a las mayorías precarizadas de la población mundial.

Tags:
About Author: asbaeza