Print Friendly, PDF & Email

Tomado de jornada

De la Redacción

Periódico La Jornada
Miércoles 5 de febrero de 2020, p. 25

La Comisión Nacional del Agua (Conagua) solicitó la intervención del Ejército Mexicano y la Guardia Nacional para evitar que la presa La Boquilla en Chihuahua sea tomada por «personas ajenas», como ya ocurrió con el embalse Luis L. León en los primeros días de enero, ya que se trata de instalaciones «de seguridad nacional y alta complejidad técnica».

El gobierno mexicano determinó enviar a Estados Unidos líquido de estas presas para cumplir con el Tratado Internacional de Aguas. Se extraerían mil millones de metros cúbicos de La Boquilla y 100 millones de la Luis L. León (también conocida como El Granero), así como 150 millones de metros cúbicos de la Marte R. Gómez, en Tamaulipas, y 100 millones de un embalse en Coahuila.

En un comunicado sobre la toma de la presa Luis L. León, advirtió: «Se pone en riesgo no sólo el funcionamiento de esta obra de infraestructura, sino sobre todo la seguridad de la población, que pudiera verse afectada por una mala operación de las compuertas y equipos».

Agregó que si bien se reconoce el derecho de todos los sectores de la sociedad a expresarse y plantear sus demandas, la Conagua «ha privilegiado, tanto en Chihuahua como en otras entidades del país, el diálogo y la negociación como las únicas vías posibles para alcanzar acuerdos en favor de la población, así como para dar cumplimiento a los compromisos internacionales del país».

Aseguró que el agua para las poblaciones y usuarios agrícolas y empresariales está garantizada y no se tomará medida alguna que ponga en riesgo el abasto.

Tags:
About Author: asbaeza