Print Friendly, PDF & Email

Mensaje/Participación Encuentro 23-Feb-2019.

Ciudad de México a 23 de febrero de 2019

Agradecemos a los organizadores la oportunidad valiosa de participación como Concejales del Pueblo Nahua del Valle de México del Congreso Nacional Indígena en este “ENCUENTRO: LA EMANCIPACIÓN DESPUÉS DE LOS ACUERDOS DE SAN ANDRÉS SAKAMCHÉN DE LOS POBRES” en este espacio del OKUPACHÉ en la Universidad Nacional Autónoma de México, donde como integrantes de la Coordinadora de Pueblos y Organizaciones del Oriente del Estado de México en Defensa de la Tierra, el Agua y su Cultura, en el año 2015, llevamos a cabo la Asamblea de Fundación del Frente Amplio No Partidista en contra del Nuevo Aeropuerto y otros Megaproyectos en la Cuenca del Valle de México.

Con el permiso de cada uno de los aquí presentes quisiéramos iniciar nuestra participación compartiendo una vez más el dolor y la indignación por el cobarde asesinato de nuestro compañero del Congreso Nacional Indígena SAMIR FLORES SOBERANES, reconociendo su digna lucha desde el Frente de Pueblos en Defensa de la Tierra y el Agua de Morelos, Puebla y Tlaxcala, y sumándonos a la exigencia de JUSTICIA, así como de la CANCELACIÓN DEFINITIVA DE LA CONSULTA y DEL MEGAPROYECTO INTEGRAL MORELOS.

La lucha de nuestros hermanos de Morelos, inició en el año 2012, lo mismo que la nuestra, derivada de obras asociadas y posteriormente de la reactivación del megaproyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México en el Lago de Texcoco, CUYOS TRABAJOS AL DÍA DE HOY NO HAN SIDO CANCELADOS SINO QUE CONTINÚAN, lo mismo que la deforestación, contaminación y destrucción por obras de infraestructura carretera, de generación de energía, industriales e inmobiliarias; por la desecación mediante el entubamiento del sistema hídrico natural de toda la Cuenca del Valle de México; y el proceso de urbanización y sobre-explotación de nuestros territorios y bienes naturales; delitos de los que ya nos hemos asegurado de dejar constancia en la Denuncia Penal interpuesta y admitida el año pasado 2018 en la PGR hoy Fiscalía General de la República, la cual -como una herramienta más de nuestra lucha- continúa su proceso, que no solo está respaldado por mapas y peritajes notariados de reconocidos científicos nacionales e internacionales; y contempla la investigación, castigo a los responsables y la reparación del daño; sino que también considera el PRINCIPIO PRECAUTORIO aplicable para la cancelación de megaproyectos, por la simple presunción de daños potenciales.

La necedad y el negocio solo cambiaron de manos de un grupo político a otro, el daño al ecosistema de la Cuenca del Valle de México y las afectaciones al sistema de lagos: Zumpango, Xaltócan, Texcoco, Chalco y Xochimilco continúan y son alarmantes, lo mismo que sus repercusiones al cambio climático o calentamiento global, a la contaminación de la atmósfera por la emisión de gases de efecto invernadero y a la vida en la Tierra.

Como integrantes de otros esfuerzos a nivel global, coincidimos con quienes con estudios especializados han demostrado que la Aviación es la industria más contaminante del planeta; y que, dentro de la lógica de explotación capitalista, el contar con un Nuevo Aeropuerto Internacional, serviría para el saqueo de los bienes y productos extraídos de los territorios de México y del resto de Latinoamérica.

Sostenemos como lo hemos hecho a lo largo de 6 años, que el megaproyecto del Nuevo Aeropuerto Internacional en la Cuenca del Valle de México o en el resto de nuestro país es INVIABLE, INNECESARIO, ECOCIDA E INCOSTEABLE, en virtud de que contamos con un Sistema de Aeropuertos ya existente, que con solo adecuarlo eficientemente solucionaría la demanda de tránsito de pasajeros y traslado de mercancías.

Asimismo, dadas las complicadas condiciones del suelo de la opción Santa Lucía en la zona del Lago de Zumpango al Oriente del Estado de México que son similares a las del Lago de Texcoco; y al hecho de que la obra -en caso de concluirse- tardaría 5 años ó más, arquitectos y expertos en Aeronáutica no han dejado de trabajar en la propuesta y planos para el rescate del actual Aeropuerto Internacional “Benito Juárez” que le daría viabilidad a un mediano y largo plazo mediante la instrumentación de sus 2 pistas y la optimización de espacios.

Volviendo a las palabras del compañero Samir Flores en su última participación en Cuautla, un día antes de que le arrebataran la vida, concluimos que el “modus operandi” para imponer los megaproyectos en prácticamente todo nuestro país, ha sido el mismo: políticos corruptos, el ocultamiento de información, la confrontación y el divisionismo entre nuestra gente de las comunidades, la simulación, tácticas dilatorias y desmovilizadoras como los supuestos “diálogos”, “consultas” ilegales a modo que contravienen nuestros usos y costumbres y violan la Constitución y tratados internacionales, el incumplimiento de “acuerdos” por parte de las autoridades, la cooptación de pseudo-líderes y falsos caudillos, traidores que se venden por dinero o por otro tipo de intereses; la creación y tolerancia de grupos de choque paramilitares que actúan por aquiescencia, narcotráfico, crimen organizado, la militarización de nuestros territorios, compañer@s difamad@s, amenazad@s, agredid@s, encarcelad@s por fabricación de delitos, desaparecid@s y asesinad@s; la entrada de maquinaria mediante el uso de la fuerza pública, desalojos con violencia, el otorgamiento de dádivas y de obra pública a cambio de nuestro territorio y bienes naturales vitales como el agua y el aire limpio; además de un “Movimiento Indígena Oficialista” dependiente del gobierno; el control de los medios de comunicación, la persecución y agresiones a las radios comunitarias y la complicidad de organismos internacionales como la UNESCO, la OACI, la propia ONU, entre otros.

Hoy para la mayoría de la población en México, ya no hay duda de que vivimos una guerra que han desatado el Estado y los grupos empresariales nacionales y extranjeros del Gran Capital en contra de nuestros pueblos, para el despojo de la riqueza natural de nuestros territorios, por lo que debemos seguir empujando la organización desde abajo y fortaleciendo aún más los proyectos autonómicos exitosos que por décadas se han venido impulsando a lo largo y ancho de nuestro país y que están encaminados a lograr el cambio social que necesitamos en base a NUESTRAS PROPIAS FORMAS ANCESTRALES, a la EMANCIPACIÓN, la LIBERTAD, el AUTOGOBIERNO, la AUTOSUFICIENCIA y el BIEN COMÚN, lo que en el caso de las comunidades Zapatistas en Chiapas, cuenta con reconocimiento a nivel mundial.

En el México antigüo la forma de organizarse era comunitaria, pero en la actualidad las formas colonizadas son otras, que apuntan a sectorializar la lucha en defensa de lo nuestro, lo que desde nuestro punto de vista, podría llegar a dañar el trabajo colectivo y autónomo. Dentro del sistema, los sectores están ahí, pero nosotros tenemos que buscar las formas de organización social que nos integren a todos y que coadyuven al esfuerzo de construcción de un proyecto diferente de vida, tanto para los pueblos, comunidades y ejidos en el campo, como para los barrios y colonias en la ciudad.

Como integrantes del Congreso Nacional Indígena, nos gustaría dejar para el análisis y la reflexión, más que una propuesta de ampliación de un Concejo Indígena de Gobierno, una propuesta de integración que replique en cada uno de nuestros territorios los Grupos de Trabajo ya existentes y cree los que hagan falta para lograr su operación concatenada para beneficio común, ampliando y perfeccionando capacidades de forma rotativa, eficiente y suficiente.

Debemos acelerar el ritmo del trabajo de información y formación, y saber con exactitud ¿qué tipo de proyectos se están desarrollando en cada uno de nuestros territorios? ¿qué grupos empresariales son los que impulsan estos proyectos? ¿quién gobierna en los estados y municipios (nombres y partidos políticos)? ¿qué grupos del crimen organizado y paramilitares existen en su zona? y ¿quién defiende, qué organización, colectivo o individuos? ¿quiénes son nuestros aliados?

Por último, consideramos importante hacer notar que a los movimientos los han tratado de desintegrar encarcelando, desapareciendo, asesinando o cooptando a sus líderes y de ahí la necesidad de fortalecer todavía más la horizontalidad, los principios, la claridad de nuestro pensamiento; en suma, LA ORGANIZACIÓN.

PORQUE LA TRAICIÓN, NO ES PARTE DE LA LUCHA…

¡SAMIR VIVE!

Gracias compañer@s,

Gabriela Vega Téllez / Heriberto Salas Amac.

Tags:
About Author: asbaeza