Print Friendly, PDF & Email

Tomado de jornada

Rechazo a edil provoca tensión

El Consejo Ciudadano Indígena acusa a agentes de Michoacán de perseguir a sus integrantes

Ernesto Martínez Elorriaga
Corresponsal
Periódico La Jornada
Sábado 3 de noviembre de 2018, p. 23

Morelia, Mich., La comunidad purépecha de Nahuatzen vive un conflicto, debido al rechazo de los integrantes del Consejo Ciudadano Indígena de Nahuatzen (CCIN), órgano electo por usos y costumbres que gobierna esa localidad desde hace tres años, al alcalde perredista David Otlica Avilés, a quien acusan de ser resultado de una imposición del gobierno del estado, encabezado por el perredista Silvano Aureoles Conejo.

Este pugna derivó ya en sucesos violentos, pues el jueves anterior anterior un comunero resultó herido de bala en el estómago y otro sufrió fractura en la nariz, luego de una trifulca que se originó cuando policías municipales y estatales trataron de detener a integrantes de la policías comunitaria y de despojarlos de dos vehículos.

América Huerta Espino, integrante del CCIN, denunció que el incidente es parte de una persecución que la Policía de Michoacán inició contra los integrantes de la ronda comunitaria (ciudadanos que realizan labores de seguridad en esa comunidad purépecha y no perciben un sueldo por ello).

Responsabilizó de lo que pueda suceder en esa población ubicada entre Cherán y Sevina, al gobierno estatal de Aureoles Conejo, y al Instituto Electoral de Michoacán (IEM), porque “el alcalde perredista David Otlica fue impuesto, ya que en las elecciones del pasado primero de julio en Nahuatzen no se instalaron casillas”.

“Otlica Avilés lleva dos meses en Nahuatzen y la gente de la comunidad no lo quiere, por eso ayer fue corrido por el pueblo y no lo queremos ver más, es mejor que se vaya a alguna de las comunidades donde se instalaron casillas”, expuso Huerta.

Relató que el miércoles anterior, integrantes del CCIN recuperaron de manera pacífica el camión recolector de basura y un auto compacto que utilizaba la ronda comunitaria; “pero alrededor de las 11 horas del jueves entró la policía y con violencia los despojaron de los vehículos. Agregó que a uno de los conductores le fracturaron la nariz; luego se produjo una trifulca en la que Cristián Cadena Valdovinos recibió un balazo en el estómago, por lo que fue trasladado de emergencia a un hospital de Cherán, donde convalece.

Huerta Espino acusó que la Policía de Michoacán persigue ahora a los integrantes de la ronda comunitaria. “Tras la balacera, recuperamos 32 cartuchos de los agentes estatales; no vamos a permitir que el gobierno nos imponga a un gobierno y a la policía municipal que dejó la anterior administración”.

Piden intervención de la CEDH

EL CCIN pidió a la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) su intervención para que se recupere la paz en esta población originaria y se retire a los efectivos de la Secretaría de Seguridad Pública del estado.

Por su parte, las autoridades del ayuntamiento de Nahuatzen, encabezadas por David Otlica, manifestaron en un comunicado que el CCIN no respetó el acuerdo de no agresión.

Según su versión, el jueves los integrantes de la ronda comunitaria despojaron a empleados del gobierno local de un camión de volteo para la recolección de basura y de un coche campacto que utilizan las autoridades para dar el servicio de seguridad.

Acusó a los miembros del CCIN de retener a empleados de la presidencia municipal y de amenzarlos, por lo cual se solicitó la presencia de la Policía de Michoacán.

Hace más de tres años ganó los comicios el perredista Miguel Prado Morales, en elecciones muy disputadas. Hubo inconformidad porque los pobladores lo relacionaban con la delincuencia organizada. Producto de este conflicto se creó el CCIN, el cual desconoció al alcalde y por usos y costumbres eligieron a su propio gobierno y la integración de una ronda comunitaria.

Prado Morales prácticamente no piso la alcaldía y gobernó desde Morelia y otro pueblos de Nahuatzen. Como la comunidad y cabecera municipal de Nahutzen no tuvieronpresupuesto alguno, el CCIN solicitó al IEM y a las autoridades de justicia de la Federación se les reconociera como órgano de gobierno y se les entregará el presupuesto correspondiente.

El TEPJF reconoció al consejo indígena

El Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación (TEPJF) ordenó al IEM entregar al CCIN la parte proporcional del presupuesto; es decir, reconoció su legitimidad como autoridad ciudadana. No obstante, en los comicios anteriores, el órgano electoral local actuó parcialmente en favor del sistema de partidos.

En agosto pasado se registró un enfrentamiento a golpes, piedras y palos en la plaza de Nahuatzen entre simpatizantes de David Otlica Avilés, en ese entonces alcalde electo e integrantes del CCIN. En la refriega un comunero resultó herido y horas después falleció.

La trifulca comenzó cuando el munícipe electo pretendía dar a conocer a los integrantes de su equipo de trabajo a partir del primero de septiembre, cuando integrantes del CCIN efectuaban una actividad cultural y la entrega de apoyos frente a las instalaciones de la alcaldía.

El 5 de abril de 2017, cuatro habitantes de la comunidad de Arantepacua, municipio de Nahuatzen, fallecieron baleados; dos quedaron lesionados y 10 fueron detenidos en un enfrentamiento contra policías estatales y agentes ministeriales, siete de los cuales resultaron lesionados, tres de gravedad. Según testimonios de indígenas más de 200 agentes incursionaron en la localidad. Aseveraron que los uniformados abrieron fuego contra pobladores, niños y personas de la tercera edad. La policía entró a las viviendas y sacó a gente. El ataque duró entre dos y tres horas.

Arantepacua tiene desde hace cien años una disputa por la tierra con comuneros de Capácuaro. Ese día los pobladores planeaban manifestarse en Morelia, pero la policía les impidió el paso y en respuesta los purépechas regresaron a su comunidad y tomaron la vía libre Morelia-Uruapan, donde retuvieron camiones de pasajeros. Más tarde ocurrió la incursión policiaciaca con el saldo antes citado.

Tags:
About Author: asbaeza