Print Friendly, PDF & Email

Tomado de rebelion

A tres días de comenzar en Jerusalén las negociaciones con los palestinos, Israel ha dado un nuevo impulso a la construcción de colonias en territorio ocupado. Ayer anunció la licitación para levantar un millar de viviendas en Jerusalén Este y Cisjordania, lo que levantó las críticas de los negociadores palestinos que creen que intenta condicionar las conversaciones y muestran «la falta de seriedad» de Israel.

El Gobierno israelí anunció ayer una licitación para construir un millar de viviendas en Palestina, lo que refleja, a juicio de los palestinos, su falta de seriedad en las negociaciones en las que este miércoles está prevista una reunión. Como ya sucediera en el proceso de Oslo, Israel aprovecha las conversaciones para acelerar la colonización del territorio palestino.

La licitación corresponde a 793 viviendas en Jerusalén Este -en los barrios de Har Homa y Gilo, al sur, y en Pisgat Zeev al norte- y 394 en Cisjordania, -en Ariel, Maaleh Adumim, Efrata y Beitar- según el Ministerio de Vivienda israelí.

«Ningún país del mundo acepta los dictados de otros países sobre los lugares donde puede construir o no», justificó esta medida el ministro Uri Ariel. «Vamos a continuar poniendo apartamentos en el mercado y construyendo en todo el país», añadió el ministro, miembro de Hogar Judío, el partido de los colonos sionistas.

El negociador palestino Mohammad Shtayyeh cree que la iniciativa muestra que «Israel no es serio en las negociaciones. Intenta impedir que se celebren las negociaciones del miércoles. Está claro que el Gobierno israelí está tratando de forma deliberada de sabotear los esfuerzos internacionales y de EEUU a solo tres días del primer encuentro palestino-israelí».

Stayyeh pidió a Estados Unidos, principal impulsor de la negociación, que «tome una posición clara y firme para poner fin a estos ataques israelíes en Cisjordania y particularmente en Jerusalén», y describió los planes de construcción como «un nuevo hecho consumado que Israel plantea para condicionar el rumbo de las negociaciones en el sentido que le conviene. «Israel sostiene que quiere negociaciones sin condiciones, pero en el terreno está claro que son ellos los que las ponen: negociar con construcción en los asentamientos, crear nuevas condiciones en el terreno con el fin de invalidar el resultado de las negociaciones», explicó.

Según la agencia palestina Wafa, el presidente de la Autoridad Palestina (ANP), Mahmud Abbas se reunió ayer con el mediador estadounidense Martin Indyk, que insistió en apoyar la negociación.

Pese a la afrenta israelí y a que buena parte de los grupos palestinos rechaza las conversaciones, el negociador Saeb Erakat insistió en que «estamos decididos a dar de seis a nueve meses a esta iniciativa para agotar las posibilidades. Es hora de que el Gobierno israelí opte por las negociaciones y demuestre buena fe».

Política acelerada en 2013

La política colonizadora sionista no solo no ha parado en los últimos años sino que se ha acelerado. Los asentamientos ilegales israelíes en Cisjordania ha crecido dos veces más que la población que vive dentro de Israel, según la radio militar, que citó estadísticas oficiales.

Las cifras muestran un aumento de 7.700 colonos en Cisjordania durante los primeros seis meses de este año para una población total de 367.000 colonos. Esto representa un aumento del 2,1 % en el plazo de seis meses, en comparación con una tasa de crecimiento anual de la población del 2 % registrada dentro de Israel.

La ONG israelí Paz Ahora acusó al gobierno de ofrecer «tierras gratis [a los colonos]… y en esas condiciones no es de extrañar que los israelíes se están trasladando a los asentamientos», según su director, Yariv Oppenheimer.

El pasado domingo el Gobierno israelí sumó 20 asentamientos más a una lista elaborada en el año 2009, considerándolas «prioridad nacional». Algunos de los asentamientos ilegales en la lista son los bastiones del partido Hogar judío, que forma parte del gobierno

Aproximadamente medio millón de colonos israelíes viven en Jerusalén Este y el resto de Cisjordania, territorios ocupados por Israel durante la guerra de 1967. Todas las colonias son ilegales según la legislación internacional y ya provocaron la ruptura de la última ronda de conversaciones, celebrada en setiembre de 2010.

Yesha, la principal organización de colonos, ha instado al gobierno a lanzar nuevas licitaciones para la construcción de viviendas en los asentamientos ilegales para cumplir con lo que se dice es una «demanda creciente».

Fuente original: http://gara.naiz.info/paperezkoa/20130812/417535/es/Israel-empieza-negociacion-otro-impulso-colonias-Palestina

About Author: asbaeza