Print Friendly, PDF & Email

Los integrantes del Contingente Internacional de Médicos Especializados en Situaciones de Desastres y Graves Epidemias Henry Reeve de Cuba, se sumaron a las organizaciones dedicadas a la asistencia sanitaria y de emergencia que se han desplazado hasta Haití para atender las necesidades más urgentes de las víctimas del terremoto del pasado martes.

Este programa que incluye a 152 médicos, ha ganado experiencia en el tema de desastres y de salud gracias al servicio prestado en otros países que así lo han requerido como China, Pakistán, Guatemala, Indonesia y Bolivia.

Más de mil personas fueron atendidas en total hasta la tarde de este miércoles y se practicaron 19 intervenciones quirúrgicas, según lo dio a conocer el medio audiovisual, Televisión Cubana.

Autoridades cubanas enviaron adicionalmente a Puerto Príncipe un cargamento con medicamentos, bolsas de suero y plasmas, además de alimentos y otras provisiones, como un aporte solidario a todas las víctimas del sismo de 7,3 de magnitud en la escala de Richter que este martes sacudió a Haití.

El canal cubano también informó que el integrante de la Facultad de Contabilidad y Finanzas de la Universidad de La Habana, Joel Melo, quien se encontraba cursando una maestría, está reportado herido de gravedad y ha sido atendido por galenos cubanos.

El ministro de Relaciones Exteriores de Cuba, Bruno Rodríguez, declaró al medio televisivo que su país ha enviado unos 403 colaboradores hacia Haití, de los cuales 344 pertenecen al sector Salud.

El titular agregó que está por abrirse un segundo hospital de campaña en la capital haitiana, donde cabe la posibilidad de establecer un tercer centro de salud.

La comunidad internacional se ha pronunciado con mensajes de solidaridad y condolencias al pueblo de Haití por el desastroso episodio que vivió luego de la catástrofe que hace menos de 48 horas dejó a miles de familias sin hogar, un número no contabilizados de personas fallecidas y cientos que permanecen desaparecidas.

Varios países se apresuraron a enviar sus contingentes de colaboración para prestar una ayuda urgente y atender las necesidades básicas de la población haitiana que ha quedado desolada.

Grave crisis humanitaria

La enviada especial de teleSUR a Haití, Madelein García, señaló que la situación en la isla es «bien crítica» y agregó que «la población se mantiene en las calles porque aún hay réplicas de temblores», lo que genera preocupación e incertidumbre.

«Ellos mismo han creado especies de refugios donde se han mantenido y hay mucho desasosiego, mucha hambre y piden ayuda en alimentación y en medicamentos, pero vemos con bastante preocupación que el Gobierno ha tenido poca respuesta a esta situación», destacó Madelein García en exclusiva para teleSUR.

Calificó de «complejo» lo ocurrido en Haití, «no es lo mismo decirlo que verlo y vivirlo, pues nos hemos topado en las aceras con cadáveres de personas, de niños, ancianos, mujeres cuyos familiares no han ido a reconocerlos porque no hay comunicación» para conocer el paradero de sus seres queridos.

Resaltó que el primer avión en llegar con ayuda para la población fue el de Venezuela, luego Francia y Cuba, además de otras colaboraciones internacionales que han convertido al aeropuerto de Puerto Príncipe en una especia de centro de acopio.

«El presidente René Préval, precisó que estas ayudas no sólo debían llegar inmediatamente sino mantenerse hasta la recuperación y reconstrucción de la capital de Haití», dijo.

La enviada especial añadió que se requiere de muchísima ayuda también de los medios de comunicación por la «preocupante situación» que vive el pueblo haitiano.

En horas de la tarde de este martes, Puerto Príncipe fue sacudido por un fuerte temblor de 7,3 de magnitud que acabó con la mayor parte de las edificaciones de la capital de Haití como escuelas, un hospital, supermercados, viviendas, la catedral de la ciudad, calles y el Palacio Presidencial.

Hasta este martes la cantidad de personas heridas reportadas superaban los 100 mil según el Primer Ministro de Haití, Jean Max Bellerive.

El portavoz de la Cruz Roja Internacional, Paul Conneally, ha estimado unas 3 millones de personas afectadas por el violento movimiento telúrico que acabó con el 60 por ciento de la capital antillana, y aseguró que en las próximas horas elaborarán un reporte con la cantidad precisa de víctimas.

Tags:
About Author: asbaeza